DestacadasPoliciales

Denuncian a dos agentes por un ataque con arma de fuego

Un grupo de amigos fueron atacados a balazos por dos agentes policiales en la noche del sábado, en Antequera en las inmediaciones de una guardería de lanchas del lugar. La denuncia se radicó en la Fiscalía de DDHH. El Órgano de Control Institucional de la Policía también tomó cartas en el asunto.

Lo que debería haber sido el desenlace de una tarde entre amigos en el río, tuvo un cierre por demás abrupto a raíz de un ataque a tiros por parte de agentes policiales contra los ocupantes de una camioneta. En el marco de un confuso operativo policial por un supuesto incidente vial dos agentes policiales desencadenaron una balacera y posterior persecución, la cual culminó con el rodado perforado a balazos, y sus ocupantes reducidos a golpes. La intervención de agentes de la Caminera esclareció la identidad de las víctimas

Las víctimas radicaron una denuncia en la Fiscalía de DDHH. El Órgano de Control Institucional de la Policía también tomó cartas en el asunto y se solicitaron registros fílmicos de cámaras instaladas de la zona y los responsables estarían identificados.

Según pudo saber elDIARIO de La Región el hecho ocurrió el sábado pasado (7 de noviembre) por la noche, pero no tuvo mayor trascendencia pública. Luego de haber pasado una tarde en el río Paraná abordo de una lancha, un grupo de cinco amigos fueron atacados a balazos por dos agentes policiales en la noche del sábado, en Antequera en las inmediaciones de una guardería de lanchas del lugar. Sin mediar palabra dos uniformados descendieron de un auto color Rojo y dispararon contra la camioneta en la estaba el grupo, a no más de 3 metros de distancia.

Sobrevino una persecución entre ambos rodados, con las víctimas huyendo por avenida Nicolás Avellaneda y la pareja de policías disparando. La huida culminó en la rotonda de la ruta con la av. San Martin luego de que sendos balazos hicieran detonar los neumáticos e incluso perforarán el tanque de nafta de la camioneta.

En ese momento llegan al lugar otros agentes, de la Policía Caminera. El grupo atacado fue reducido en forma muy violenta por policías que anteriormente les dispararon y quienes “estaban muy enardecidos” según describió uno de los jóvenes. Con sus respectivas armas montadas, y sin dejar de apuntarles, redujeron al grupo a los golpes.

En eso estaban cuando uno de los agentes de Caminera reconoció la identidad del denunciante, un joven de 25 de profesión transportista. Avisados del dato, los policías del automóvil rojo se retiraron del lugar. Entonces hubo un atisbo de esclarecimiento; “cuando les preguntamos por qué nos detuvieron comenzaron a balbucear que era porque supuestamente habíamos atropellado a un chico en el barrio Pescador” relataron las víctimas. Con la llegada de autoridades de estos agentes pudo saberse que los tiradores habrían sido identificados como el sargento Carlos Machado y el cabo David Rojas. El grupo de jóvenes fueron trasladados a sanidad policial y se iniciaron las actuaciones de rigor.

En contacto con este medio desde la querella de los damnificados destacaron la desprolijidad criminal del confuso operativo y el por demás obvio mal momento que sufrieron sus representados, quienes fueron violentados sin justificativo alguno.

 

 

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar