Derechos HumanosDestacadas
Tendencia

Reparación histórica: se aprobó el cupo laboral trans

El cupo laboral trans será política pública a partir de esta semana, se cumplimentó este proyecto que inicia como lucha del movimiento travesti-trans argentino a través de un decreto presidencial. El Ministerio de las Mujeres, Géneros y Diversidad llevará el monitoreo para que se cumpla en la repartición pública y habrá un registro voluntario.

En una decisión histórica, se estableció que el sector público deberá contar con un 1 por ciento de representación trans, travesti y transgénero. Fue a través del decreto N° 721/2020 firmado por el presidente,  Alberto Fernández, el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, y la ministra de las Mujeres, Géneros y Diversidad, Elizabeth Gómez Alcorta.

«Establécese que, en el Sector Público Nacional los cargos de personal deberán ser ocupados en una proporción no inferior al uno por ciento de la totalidad de los mismos por personas travestis, transexuales y transgénero que reúnan las condiciones de idoneidad para el cargo», se apunta en el decreto que fue publicado hoy.

Para garantizar que el cupo se cumpla «se deberán establecer reservas de puestos de trabajo a ser ocupados exclusivamente por personas travestis, transexuales o transgénero».

Según se precisa, la medida abarca a las personas travestis, transexuales y transgénero, hayan o no efectuado la rectificación registral del sexo y el cambio de nombre de pila e imagen. Ellas tendrán derechos a condiciones equitativas y satisfactorias de trabajo y a la protección contra el desempleo, sin discriminación por motivos de identidad de género o su expresión.

«Toda persona travesti, transexual o transgénero tiene derecho al trabajo digno y productivo, a condiciones equitativas y satisfactorias de trabajo y a la protección contra el desempleo, sin discriminación por motivos de identidad de género o su expresión, por lo que no podrán establecerse requisitos de empleabilidad que obstruyan el ejercicio de estos derechos», se indica en el texto oficial.

Además, se destaca en el decreto que «si las personas aspirantes a los puestos de trabajo no completaron su educación se permitirá su ingreso con la condición de cursar el o los niveles educativos faltantes y finalizarlos».

 

REGISTRO VOLUNTARIO

Según publicó Página 12, para que el cupo se pueda completar, en el decreto se establece que se crea un registro para que «en forma voluntaria» se puedan anotar todas las personas travestis, transexuales y transgénero aspirantes a trabajar en el sector público nacional. «En dicho Registro deberán constar los perfiles laborales de las personas inscriptas en el mismo y se pondrá a disposición de las Jurisdicciones y Entidades, las que deberán informar al Ministerio de la Mujeres, Género y Diversidad, los puestos de trabajo vacantes y las ofertas de contratación de personal disponibles», se apunta.

La cartera a cargo de Gómez Alcorta deberá efectuar un seguimiento de la cantidad de cargos cubiertos con personas travestis, transexuales y transgénero sobre los totales de cargos de la planta permanente y transitoria y el total de los contratos existentes del Sector Público nacional.

Cabe destacar que esta medida responde a una lucha histórica del movimiento travesti trans a nivel nacional, y que justamente por eso es conocida como el proyecto “Diana Sacayán”, en honor a la referente que llevó esta inclusión como bandera. Así lo vivieron otras activistas travestis y trans como Marlene Wayar y Lara Bertolini.

 

Etiquetas

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar